Últimas reseñas
Alguien está mintiendo
★★★★
Matar un reino
★★★★
La marca de Atenea
★★★★★
Los cuentos que nunca nos contaron
★★★★★
La mecánica del corazón
★★★★★
Iron flowers
★★★★★
La maldición del mar
★★★★★
El sótano
★★★★

lunes, 28 de mayo de 2018

Reseña #27: "El Príncipe de la Niebla"

Título: El Príncipe de la Niebla
Autor: Carlos Ruiz Zafón
Editorial: Booket (Planeta)
Número de páginas: 240
Saga: Trilogía de la Niebla
Calificación: ★★★★★


SINOPSIS:
El nuevo hogar de los Carver, que se han mudado a la costa huyendo de la ciudad y de la guerra, está rodeado de misterio.
Todavía se respira el espíritu de Jacob, el hijo de los antiguos propietarios, que murió ahogado. Las extrañas circunstancias de esa muerte sólo se empiezan a aclarar con la aparición de un diabólico personaje: el Príncipe de la Niebla, capaz de conceder cualquier deseo a una persona; eso sí, a un alto precio.





Hola otra vez soñador@s.

Después de un tiempo sin traer ninguna reseña, hoy, por fin, os traigo una sobre un libro al que le tengo un especial cariño porque fue el primero que leí del autor y el que me metió de lleno en las historias de este. Os estoy hablando, nada más y nada menos, que de El Príncipe de la Niebla de Carlos Ruiz Zafón.

Zafón nos explica la historia de Max Carver, un adolescente de 13 años que, junto con su familia, se muda a un pueblo costero para resguardase de la 2ª Guerra Mundial. Allí conoce a Roland, un chico unos años mayor que él y con el que entabla una buena amistad, al igual que su hermana mayor Alicia. La trama se empieza a complicar cuando Max se ve envuelto en un suceso paranormal del cual es protagonista el Príncipe de la Niebla, a partir de ese momento, el muchacho se pone a investigar sobre ese individuo y la relación que tiene con la casa nueva.

Leí este libro por primera vez en la ESO como lectura obligada. El caso es que a mí nunca me han atraído los libros de lectura obligatoria porque no los veía de mi estilo, pero con este fue diferente, en el momento que empecé a leerlo no pude parar hasta llegar al final (y me alegra saber que no soy la única). Para ser la primera novela de Zafón, al menos publicada, creo que está muy bien escrita, cada descripción da paso a que te imagines casi con exactitud lo que intenta relatar el autor, desde los paisajes, hasta los personajes.

Y escribiendo sobre los personajes quiero destacar la sorprendente madurez de Max. Me gusta que cada uno de ellos tenga su propia personalidad con sus puntos fuertes y sus puntos débiles. Si tuviera que decantarme por uno elegiría a Alicia por cómo pasa de ser un personaje que en un principio no da mucho de qué hablar a ser un personaje primordial para el desarrollo de la trama.

Este libro está catalogado como narrativa juvenil, pero creo que es perfecto para todas las edades, porque aunque los protagonistas sean adolescentes, esa aura de misterio encaja con cualquier edad, a mi parecer. Es la segunda vez que leo este libro y no descarto hacerlo una tercera vez pasado un tiempo. 

Resumiendo El Príncipe de la Niebla es una lectura ágil de la cual no querrás separarte hasta descubrir el misterio que se esconde entre sus páginas y que seguro que te va a encantar.

jueves, 24 de mayo de 2018

¡¡He vuelto!!

Hola a todes.

He decidido escribir este post para deciros que ya he vuelto después de más de un mes de parón. Esta pausa se ha dado principalmente porque la última semana de abril me fui de viaje y desde que vine no he encontrado las ganas de ponerme a leer, así que se podría decir que he tenido un mega parón lector (echo con el que no estoy nada contenta).

Cierto es que he intentado leer algún que otro libro pero ninguno me acababa de enganchar del todo, y es por eso que decidí dejar que pasara un tiempo antes de volver a retomar mi rutina de lecturas y tengo que decir que es lo mejor que he podido hacer, porque ahora tengo muchísimas ganas de ponerme a escribir mis reseñas sobre los últimos libros que me he leído. De hecho, mañana mismo tendréis la reseña de una relectura que, como la primera vez, me ha encantado.

Espero y deseo no tener otro parón lector, al menos ninguno más hasta que acabe el año.